No siempre el corazón...



No siempre el corazón es quien nos habla,
si el alma nos traiciona en su mirada,
sacude los rencores sin palabras
y anida en su cobija la esperanza.

No siempre es el silencio quien abraza
la triste lobreguez de la nostalgia,
efímera y fugaz deja sus trazas
 y encuentra solitaria su revancha.

Atenta la mirada  sin palabras
porfía en sus visibles añoranzas,
sutiles, melancólicas alianzas
en la reminiscencia de las almas.

No siempre en el encanto de un suspiro,
perdura el más sensible del hechizo,
traslúcidos deseos confundidos
y ensueños de quiméricos abismos.


Si expira en la mirada conspirada
el grávido estertor de las sonrisas,
cual mística visión desesperada,
aclama en su congoja las caricias.


No siempre el corazón sueña despierto
si entrega su utopía en cada anhelo,
no siempre se alucina en el silencio,
si el alma es quien se aferra al universo.

Comentarios

Entradas Populares

Abraza la verdad

Un llamado eterno a la esperanza

Volverás entre versos

Congratula a la esperanza