Siempre leal



Bajo un cielo de estrellas silenciosas
te surtí del azul de primavera
y pude así abrazar nuestra quimera
rodeada de mil sombras ingeniosas.

Tus manos, fuertes manos poderosas,
artesanas del amor y de mi espera
a ellas le ofrecí mi vida entera
mis versos, mis orgasmos y mis rosas.

Tus ojos, tu versar que me seduce
la tinta de tu hacer que me enternece
es fuerza y es placer que nos conduce.

Viril tu afinidad que siempre ofrece
sensual inspiración que se trasluce:
¡leal, siempre leal nos pertenece!




Comentarios

Entradas Populares

Décimas a mi padre

Paloma, quimera, desvelo

Como Tantas Veces

Congratula a la esperanza