Como amantes del tiempo



De aquellos que se anhelan es eterno el presente,
no intimida el ayer y el pasado está muerto ,
eternizan instantes del ahora supremo
en crucial desafío con pasión vehemente
para verse dispuestos a luchar en el ruedo.

El oasis soñado del amor evidente
demandando la vida que agasaja desvelos,
reconcilia y espera, no encarcela el anhelo,
multiplica esperanzas y la fe en lo que siente
vulnerables y sabios como amantes del tiempo.

Y ese verso es quien llega con su magia consciente,
junto al alma que inspira lealtad con acierto,
que no esconde su rostro tras arúspice ciego
ni repasa mentiras, pues se atreve paciente
en su alianza genuina con el magno universo.



Comentarios

Entradas Populares

Congratula a la esperanza

El pincel y la rosa.

Esperemos el revuelo

Auroras desveladas