Te extraño.



Extraño amor tus letras del silencio,
extraño tu soñar con mi sonrisa,
extraño en el aroma de ese beso,
 detalles que amanecen cada día.



 
Extraño en ese toque de las almas
  sorpresas que regalan su porfías,
de hablar este lenguaje sin palabras
cual mito del amor y  profecía,
  romance en el albor de la distancia
que  besa su nostalgia en poesía.




Extraño tu sublime atrevimiento
constancia que cautiva mis intrigas.
Extraño el universo del suspiro
que  deja el resplandor de una caricia,
en verbos que me atrapan y conquistan
cual vástagos: renuevos de mi lira. 


Extraño entre las olas de mis tiempos
relente de fugaz melancolía.
Extraño en el volar de las gaviotas
el beso de tus letras con las mías,
conjuro de salitre en cada estrofa 
versado por la excelsa melodía.


Señora del rimar de mis pasiones,
acordes de ese mar que la armoniza
en  toques que  acarician con la brisa
la tierna sensación de las pupilas,
perdidas anheladas añoranzas:
cual vuelo de nostalgia y despedida.






Comentarios

Entradas Populares

Paloma, quimera, desvelo

Prefiero mi verdad

No hay regreso al pasado

Amigo confidente en la plegaria