Entre desvelos



Así guardo en mis noches peregrinas
mis sueños, mis andanzas y mis penas,
mis sellos, mis auroras más serenas
mis cartas y sus letras tan genuinas.

La vida y sus verdades que divinas
se escapan entre azares sin cadenas,
inspiran sus anhelos sin condenas
y esculpen sus ideas repentinas.

Me aguarda lo que admiro de la vida,
aquello que se esparce en el sendero
y escribe el pergamino de memorias.

Acepto la paciencia desmedida,
aquello tan sagrado y verdadero
que guarda entre desvelos sus historias.

Comentarios

Entradas Populares

Paloma, quimera, desvelo

Prefiero mi verdad

No hay regreso al pasado

Amigo confidente en la plegaria