Haciendo de la fe



Callada entre sus penas la memoria
se empeña en el hacer ineludible,
precisa atesorar lo indescriptible
cual vástago inefable de su historia.

Define en la verdad su trayectoria
y en medio del pretérito intangible,
sustenta lo profundo, lo sensible
e imprime su algazara de victoria.

Presagia la eclosión de aquel anhelo
genuina inspiración de primavera,
que intuye milagroso su desvelo.

En tanto en el ocaso una quimera
remonta en su albedrío el pleno vuelo,
haciendo de la fe su mensajera.




Comentarios

Entradas Populares

Décimas a mi padre

Paloma, quimera, desvelo

Como Tantas Veces

Congratula a la esperanza