Cuando la aurora sorprende


Mariposa azul que esplende
la belleza del anhelo,
animosa en el desvelo
cuando la aurora sorprende.
 
Su libertad no suspende
la ternura en el consuelo,
ni el primor en el revuelo
cuando el ocaso trasciende.
 
No se ofende si tremola
entre azares la tristeza,
besa ilusa la amapola
 
y acrisola su nobleza,
cuando en el alba arrebola
cual madrigal la pureza.




 
 
 
 
 
 

Comentarios

Entradas Populares

Décimas a mi padre

Paloma, quimera, desvelo

Como Tantas Veces

Congratula a la esperanza